Segundo día de 2012 que para muchos y muchas será el primero, esas resacas, y seguro que alguno se levantará como si le despertaran tal que así:

votar